sábado, 7 de abril de 2012

FRESCO SIN MURO Y SIN BROCHA... / Poesía de José Ignacio Restrepo

PRELACIÓN DE MODO


Hacer de ebanista 
siendo para la talla un instrumento,
eco del torbellino
que nada puede hacer 
para una brisa convertir en viento,
sin metáforas,
solo un hombre corriente
que no puede ser acaso diferente
en lo que corresponde
a ese mandato,
que destina instintivas prioridades
a resueltas y jurídicas necedades,
cuando la vida aguarda a ser vivida
sin más plan que salir y dar la cara,
porque todo el que espera
sutiles salvavidas que lo guíen
en la tarea serena de seguir,
se perderá de ver en lo simple
lo más bello
 y de esa hermosa sensación 
de estar perplejo,
sentir aquel comezón al tocar algo
que pudiera muy bien ser un antídoto
para la cruda infección que se lo come,
o algún despertador no conocido,
para el ser que ahora lleva
adormecido,
a repetir sin culpa ante algún sabio
completo y sin error
como gris párvulo,
el útil y olvidado abecedario.

JOSÉ IGNACIO RESTREPO
Copyright ©


2 comentarios:

  1. Desde el ánimo es creíble y así sería válido para mí acaso, que quiero bajarme de un tren que no conduzco, pero no para ti poeta, porque eso eres, aprende a serlo sin tragedia, donde quiera que estés te llamará otro lado, donde no estés serás amado, no querrás de lo que tengas sino de lo que no puedas tener y será la nostalgia tú única compañera, frutos da cada día que son de todos y que se necesitan.. por eso es la madre de la poesía, te resulta tan facil estremecer las almas poco sencillas... bravo es poco pero ha de valer, te quiero hasta con la sombra en tu sombrero.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. No para mi, me dices positiva, hasta la sombra de mi mágico sombrero, en donde llevo mi pelo bien cubierto y a salvo esta fábrica de versos...Gracias querida, como negar una loa nocturnal a ese viento de cadencia fantasmal, que me repara las rotas ligaduras para que nunca deje de volar...Abrazos Carmen...!!

      Eliminar