viernes, 19 de diciembre de 2014

DE FINALES / Poesía de José Ignacio Restrepo



CLARA


Abre el frasco,
mira los calmantes,
iguales, redondeados,
color rosa,
no sabe cuántos de esos ha tomado
desde esa vez que un médico
le puso en un papel
-debes tomarlos-
se dijo desde entonces
está bien,
esta gente sabe lo que hace
y comenzó a tomar de dos en dos
cada doceava hora
todos los días,
y ahora se manda tres cada ocho horas,
veinticuatro capsulitas,
cada día,
a veces las combina pues dormir
se le hace difícil
realmente,
con ese diazepam tan conocido
que medio mundo toma...
dormir sabiendo que vas a despertar,
aunque todo sea gris, o negro claro,
pero es todo lo que hay,
¿es todo?
Tomarse todo el frasco
y después solo acostarse y esperar
para ver qué hay después de ésto...
Va por un vaso de agua
y comienza a soltar
todo lo hecho,
fotos, recorderis, enseñanzas,
viejas palabras oídas
en su infancia,
se toma todo el frasco,
un largo trago,
el último largo trago de su vida,
está rica, está fría...
y ante esa voz de su mustio pensamiento,
-el que sería el último-
se viste de primero...
en el water vomita las pepitas
y se asoma llorosa a recontarlas...
se introduce el dedo en la garganta
y devuelve otro poco
mientras ríe...

ningún último día,
hoy solo es martes...


 JOSÉ IGNACIO RESTREPO
• Copyright ©


2 comentarios:

  1. Respuestas
    1. .........Sin embargo, cada día tiene motivos de esperanza...Gracias por tu compañía Violeta, te deseo un 2015 lleno de fruto y de renovada esperanza!

      Eliminar