sábado, 27 de septiembre de 2014

CON SU SIN Y SU CON... / Poesía de José Ignacio Restrepo

PIEZA TALLADA


Es un día nublado
que promete lluvia
y una oscura noche
de portales cerrados...
hoy volveré a escuchar
ese paso taimado del bastón,
que pasó por acá y dejó huella
en la cóncava estera de mi oído,
vieja y fea ruta de Escipión
que conocen las voces zalameras
y el amor forajido,
que llega hasta el pecho, 
al corazón,
pero nunca se queda...
Hoy volveré a figurar quién lo sostiene,
lo escucharé sin pausa mientras cruza
por la sencilla acera,
lo volveré a pintar ya casi viejo,
con su dolida y viva herida compañera
de la última guerra,
que lo sostiene en su vida de mentiras
pues de su vida,
cotidiana,
cada vez más la gran protagonista,
le contiene recuerdos,
lo hace transpirar como si fuera
más cansado y gastado de lo que es,
le hace vivir solo,
y mantiene ese lógica presencia
de quien no quiere ni desea compañía,
esa cábala herida
se ha convertido en sendero y en fortín,
en su con
y en su sin...
Ahí viene,
comenzó a llover,
los supuestos me hacen deducir
que el dueño y señor de esta historia
con la lluvia que cae sobre el suelo
se puede caer si su instrumento,
fracasa sin querer en apoyarlo,
pero es firme
el sonido de su brazo,
ante todo es un hombre,
aunque sea a la vista de los otros
un soldado lastrado,
solo un cojo...
Ya se aleja,
se queda entre las letras del poema,
como un sobreviviente más,
con su con y su sin,
mientras la brisa arrecia
cerrando la fría noche,
otra oscura jornada...

JOSÉ IGNACIO RESTREPO
• Copyright ©

0 comentarios:

Publicar un comentario