martes, 31 de enero de 2012

CON LA FE DEL SAPIENTE / Poesía de José Ignacio Restrepo

EDECÁN


Al garaje de las cosas que no sirven,
las protagónicas de los deseos infructuosos,
donde casi no hay aire y no respiran,
los viejos sueños con sus ecos mozos,
he de mandar tus ojos dromedarios
que cargan lágrimas antes de que lloren
para saldar por mis olvidos sus dolores,
y tus dedos que aun sueñan con mi plexo
cargan las manos hacia el rito extravagante
que los despierta durmiendo entre mi sexo,
para mirar si amanezco con las ganas,
enhiesto el fuero rompiendo a trompicones,
por diario axioma de tu fatuo olvido

Con los ojos cerrados desde adentro,
suelo llamar tu nombre junto al mío,
para llevarlos de la mano noblemente
a abrevar sus urgencias mañaneras,
dejo sentado que también yo espero
que tu mudes de rostro y de discurso,
pues me enamora el sueño detenido
que al parecer, yo creo, soy testigo,
sabe de si yuxtaponer el tiempo,
cambiando tus pasados sinsabores
por este dulce mío sin sentido

Estratagema de arcos y de flechas,
primitivos arcanos de conquista,
enviar a querellantes sin un pleito
para que los reciba una Artemisa,
de templada virtud y pulso noble
en medio de sus piernas corredoras,
con el alma cual caja de Pandora,
y los ojos de hiel concupiscentes
postrados en mi piel de cantimplora

JOSÉ IGNACIO RESTREPO
• Copyright ©

0 comentarios:

Publicar un comentario