martes, 3 de enero de 2012

ES DE LA PIEL EL VIAJE.../ Poesía de José Ignacio Restrepo


NOCTURNO


Hoy te desvisto, amor,
una vez más desde que existo,
te llevo al abrevadero de mis ojos
donde mis manos delinquen
para darte todo lo que quieres,
y luego rememoro sabiamente
todo lo que es distinto al infortunio,
para ponerle nombre a los placeres
que nuevamente me traes,
que nuevamente regalas,
sin que yo ni mis manos,
ni el decoro,
pongamos nada que ose detenerte,
yo sé que sin que tu pongas tu apuesta,
eres ya mi presidio de amplia puerta,
mi cárcel de ladrillos transparentes...

Hoy te desvisto amor, entre comillas,
pues tu siempre desnudo te presentas,
con tu orquesta de vientos y tu piano,
coreas estribillos novedosos,
para darme el licor que yo preciso,
de tus labios de un rojo nacarado,
con tus ojos velados por testigos,
de este ambiente sutil y enamorado,
en que ambos caemos nuevamente
gravedad que nos libras de matarnos
haz de la tierra un cielo que oscurezca,
para tapar de nuestros cuerpos todo
lo que pueda ofender a quien nos viere,
y por dentro mi voz solo reclama:
gravedad no hagas nada, solo calla,
a esta hora testigos ya dormidos
simplemente, demandan en sus sueños
cien amores que semejantes a mi canto,
lleven por título el nombre que te he puesto...


JOSÉ IGNACIO RESTREPO
• Copyright ©

0 comentarios:

Publicar un comentario